iOrbix
Email
Password
1-2 of 2
1
 
[image=http://i66.tinypic.com/2mejjl.jpg]

[b]—[/b]¿Qué hiciste mientras dormía? —preguntó.
[b]—[/b]¿Sinceramente? —dije encogiéndome de hombros—, me puse a contar tus lunares.
Ella miró con esos ojos grises ahumados, y me sonrió divertida.
[b]—[/b]¿Ah, sí? ¿Y cuántos tengo?
[b]—[/b]Ventitrés. Tres en la espalda, dos en el brazo izquierdo, uno en tu mejilla derecha, dos en las piernas, uno en tu seno izquierdo cerca del corazón, uno en tu espalda y otro en tu nalga izquierda, y por último un pequeñito lunar en uno de los dedos del pie.
Se ruborizó y mentalmente la vi contar los números que le mencioné.
[b]—[/b]No sabes sumar —dijo frunciendo el ceño—, esos son doces, no ventitrés.
Negué con la cabeza, sabiendo que ella me diría algo como eso.
[b]—[/b]Son ventitrés —afirmé—. [i]Doce de tu parte y once de los míos[/i]. Porque nena, cuando estábamos pegadas, cadera contra cadera, te sentí como una parte [i]vital[/i] de mi cuerpo. Es imposible que vuelva a sentirme como una sola unidad nunca más, así como es imposible que vuelva a funcionar [i]sin ti.[/i]
Ella me miró de una manera íntima y tierna.
Llevó su mano hacia mi mentón para acariciarlo. Se estiró en mi regazo para poder darme un beso en la boca, beso que profundicé sin ningún problema.
 
 
[image=https://photos1.iorbix.com/00/00/00/00/02/08/81/48/Lissa-Edelman-N9TBa6Fst-b.gif][image=https://photos1.iorbix.com/00/00/00/00/02/08/81/49/Lissa-Edelman-TwP8bTEXI-b.gif][image=https://photos1.iorbix.com/00/00/00/00/02/08/81/50/Lissa-Edelman-YzuQ0WZ51-b.gif]

[b][c=#6060BF]-N[/c][/b]o soy buena escribiendo cartas, pero haré un esfuerzo sobrehumano para hacerlo. Quizás esto sea inútil, quizás no; no sé cómo lo vayas a tomar pero igual creo que no le darás importancia, como sea.

Es difícil, por muchas razones se me hace tan difícil hacer esto, quizás porque tengo miedo o porque no tengo las palabras adecuadas, pero creo que la razón más válida es porque siempre es difícil decir adiós. Siempre he creído que “ADIÓS” es una palabra muy fuerte, que se debe pensar más de dos veces antes de decirla y, créeme, yo ya lo pensé demasiado, pensé en todo, absolutamente todo, hasta en el detalle más pendejo e insignificante que te puedas imaginar... Y no hablo de un adiós con el cual desapareceré sino un adiós a lo que tuvimos un día, porque dije que te cuidaré de lejos.

Hice TODO lo posible y hasta lo imposible por tratar de que estuviéramos bien, pues bueno, te tengo una noticia: no lo logré. Y no fracasé, al contrario, me siento orgullosa de entregarlo todo. Tal vez me falto dar más pero hubo razones por las cuales me detuve a intentarlas.
Siempre recordaré con mucha felicidad el [b][u]18 de febrero[/u][/b], porque para serte sincera, es el mejor día de mi vida… O uno de los tres mejores, hasta ahora. Fuiste mi mejor amigo, ese chico por el cual esperaba con ansias que fuera la noche para que te conectaras y hablar por horas, el único que lograba hacerme reír como loca, al que le apode “mi felicidad” y tiempo después “mi debilidad”, ese chico que sin importar nada estaba a mi lado y después fuiste ese chico que se convirtió en el “primer amor de mi vida”.

Gracias por todos los momentos a tu lado. Hay momentos buenos y malos, pero te agradezco por todo lo que haces o hiciste por estar conmigo. Gracias por tus canciones, y por amarme hasta el final. Y por una infinidad de cosas.

Discúlpame si alguna vez te falle o te herí, mi única intención desde que te conocí fue hacerte feliz.
Siempre tendrás un lugar importante en mi corazón, pase lo que pase.

Seguramente al leer tendrás esa pregunta en tu cabeza de “¿por qué lo hizo?” ¡Simple! Quise manifestarte en unas palabras cortas lo agradecida que estoy contigo, y porque intento decir lo que pienso sin importar que.

Cuídate, y se muy feliz, por favor.

[i][u]“No sé si te amé mucho... no sé si te amé poco;
pero sí sé que nunca volveré a amar así…”[/u][/i]
 
1-2 of 2
1
Lɪssᴀ ۰۹ | Blog | iOrbix
JavaScript is disabled on your browser.
iOrbix won't work properly if your browser doesn't have JavaScript enabled.
Please enable JavaScript, or alternatively, access iOrbix Mobile.