iOrbix
Email
Password
 

Crónicas del Pasado; vol. 1.

[b]20 de Julio, 1943. Río de Jàrkov, Ucrania.[/b]

[i]El aroma de la pólvora perforaba sus pulmones, y el sonido del tambor que se gatillaba sin descanso ya le habían hecho perder la consciencia misma; pero sus manos pequeñas y tullidas seguían firmes, rígidas, allí postradas sobre el comando del IS-3. El azufre y el hedor de los cadáveres que se mermaban bajo la pesada maquinaria no le significaban mas que barro entre sus ruedas y cadenas, y el café de sus ojos aún destacaban sobre la mugre, el sudor, y las lágrimas.[/i]

[c=#E50000]''...I krasnyy triumf nad vtorzheniya armii protiv fashistskikh protiv nasil'nika , I nakazaniye s boleye surovoye nakazaniye , chem smert' ...'' >> Y el ejército rojo triunfará sobre el invasor, contra el fascista, contra el violador, y le castigará, con una pena mas severa que el la muerte <<[/c]

[i]No estaba preparada para todo lo que estaba viviendo, y las camisas negras se asomaban entre la humedad y el horror, como los mismos perros del hambre. Y no había peor tortura que el no saber cuándo se acabaría todo, cuándo sería el día final...Su día final, montada entre las magulladas paredes de la bestia de acero, siendo sus recuerdos tan lejanos y rotos, como su espíritu; pero hoy no llegó ese día, tampoco fue el mañana, ni el siguiente.

Y allí oculto en lo mas profundo de su pecho, contaba con un talismán, un secreto: por mas hostil que se había vuelto el mundo, un universo en llamas y dividido por el odio, aquello la mantendría en pie; un universo que le quebraría lo humano, transformándola en no mas que una herramienta fatal, inmunda, y era aquella foto raída escondida en su pecho, lo que le hacía seguir un día mas; mas allá de las yagas y sus huesos rotos, seguiría allí; mas allá de aquello que supuraba bajo su vientre sin descanso ni reparo, ella seguiría allí...
[/i]
[c=#E50000]...''...Esto no es justo...Te quiero aquí...Te quiero aquí...Te quiero...''.[/c]

[i]Y su pequeño rostro se partía en lágrimas, y no se sabía qué rugía mas fuerte, si el llanto o el motor y el misil, o su ingenuidad en búsqueda de una mentira y una realidad que ya no existía; y no había acto de crueldad mas grande, mas déspota y malquista, que la mismísima Muerte esquive tu destino final, por el resto de sus días. [/i][center][image=http://photos1.iorbix.com/00/00/00/00/01/78/31/00/--jEICgzyk6-b.jpg][/center]
 
Comments
No comments, yet.
Crónicas del Pasado; vol. 1. | Лидочка Рахма́нинов | iOrbix
JavaScript is disabled on your browser.
iOrbix won't work properly if your browser doesn't have JavaScript enabled.
Please enable JavaScript, or alternatively, access iOrbix Mobile.